Laberinto y soledad

07.02.2016 22:20

Laberinto y soledad

 

Sebastiano Monada

 

 

La soledad del caudillo.pdf

 

 

Altazor ¿por qué perdiste tu primera serenidad?

¿Qué ángel malo se paró en la puerta de tu sonrisa con la espada en la mano?

¿Quién sembró la angustia en las llanuras de tus ojos como el adorno de un dios?

¿Por qué un día de repente sentiste el terror de ser?

Y esa voz que te gritó vives y no te ves vivir

¿Quién hizo converger tus pensamientos al cruce de todos los vientos del dolor?

Se rompió el diamante de tus sueños en un mar de estupor

Estás perdido Altazor

Solo en medio del universo

Solo como una nota que florece en las alturas del vacío

No hay bien no hay mal ni verdad ni orden ni belleza

¿En dónde estás Altazor?

Vicente Huidobro: Altazor

 

 

 

 

Humano demasiado humano

Animal moral, sacerdote crepuscular

Aterido en virtuales fronteras y descarnadas paradojas

Refugiado en concha de calcio como coraza de caracol   

O como atormentado Hamlet en ontológico dilema

¿Ser o no ser? ¿Es este el problema?

Mono dramático convertido en cometa de escena

Cruzando socavado firmamento como buque fantasma

Arañando concavidad curvada de vibraciones sonoras

Mono simbólico mutando en ángel caído

 

Humano demasiado humano

Carente y vulnerable como arbusto en despeñadero de ladera

Desafiando teatralmente lo desconocido

Como si bastara la restringida ciencia alcanzada

Frágil desprendimiento del tronco y las ramas

Y de las raíces de árboles tupidos ancestrales

Como una hoja perdida en la tormenta

 

Tu horizonte es valla marcando términos insostenibles

Como pudorosos gestos que son insinuaciones 

De provisorias sapiencias, proliferantes certezas

Como extravíos de aves estrellándose en ventanas

Donde se refleja exuberante tarde de verano

Terrible cinco de la tarde en todos los relojes

 

Resguardo infructuoso evitando intrépidas miradas

Aves volando tan alto, ya saben no hay horizonte

Sino esfera girando en eje de recuerdos moribundos

Miradas nómadas inventando territorios mutantes

Atravesando fortificaciones agobiadas, cansadas de defenderse  

Afanosos cinturones policiales cumpliendo órdenes paranoicas

Impidiendo entrar en plaza de armas

Considerada prerrogativa de castas dominantes

 

Tu orgullo entorpece reconocer en otros

Analogías donde te repites como mecánico modelo

No puedes comprender en plebe aludida

En discursos desgarbados y envejecidos por repetirse  

Potencia y capacidad de autogobierno del pueblo

 

A unos miras como leales condescendientes

De tus petrificados caprichos incongruentes

Hay otros a quienes consideras enemigos

Como en guerras santas se juzga a infieles

A las mayorías observas como ingratas masas

Y desmemoriadas muchedumbres

Olvidaron tus notables sacrificios políticos

Ya no tienes relación humana con los humanos

Sino relación del que manda a sus súbditos

 

 

Has reducido la revolución a un canto a ti mismo

Cambio no puede ser sino tu glorificación

Como si fueses el mesías esperado

Por iglesias monoteístas provenientes del desierto

Conservando las escrituras sagradas en baúles enmohecidos

Tu epidermis simbólica ha absorbido

La energía de las movilizaciones, sismos en suelos deteriorados

Como agujero negro tragándose al universo fugitivo

Como succionadora colosal ciénaga

De cadáveres extinguidos en flácida comedia  

Tu cuerpo alegórico ha engullido

Como el otoño devora los frutos del verano  

La autonomía de heroicas rebeliones

Ha tragado agitadores gestos interpeladores  

Y transgresiones irreverentes de multitudes potentes

A quienes convertiste en tu sombra

 

Estás solo

Solo en desierto de aplausos plañideros

Rodeado de alargadas caravanas serviles

Como procesiones arrastradas al llanto por martirio del santo

Estás solo

En camino a soledad más grande

Como infinito vacío sin contornos

Abismo insondable sin fondo

Alejado como anacoreta en la cumbre

Imaginada por chamanes y brujas, yatiris y ñustas

Sin contacto con contrastantes asperezas

De itinerantes eventos prófugos

Escapando a vigilancia del régimen celoso

 

Solo

Acompañado por tus preguntas sin respuesta

Salvo sentencias complacientes de consejeros

Quienes se adelantan a darte las buenas nuevas

Acompañado por tu angustia inmensa

Creciendo como enredadera en empalizada de apatías

 

Solo

Con tus convalecientes recuerdos ahogados

Como niños migrantes muertos en naufragio

Lo único innegable tenido a mano

 

Solo

Con tu poder indiscutible como palabra de oráculo

Y hedonista narciso en estanque mirándose en reflejo

No sirve para salvarte de soledad inconmensurable

Solo

Con patrimonio furtivamente atesorado

Botín del político por el oro aguijoneado   

Solo

Con tu fama barata

De revolucionario fraguado

Solo

En tu palacio mil veces quemado

 

Las voces sumisas de entornos palaciegos

No ayudan a vencer tus atroces miedos

Te persiguen cuando despierto codicias

Sosiego no tenido ni puedes alcanzar con manos propias

Ni montones de manos aplaudiendo como si bailaras cueca

Y cuando duermes acurrucado en alucinaciones apremiantes

Sin tampoco entonces escapar a tu suerte

 

 

Solo

Con tu soledad a cuestas

Cargándola a tus espaldas como Sísifo en la montaña

Buscas una salida y no la encuentras

Aprisionado en laberinto enrevesado

Buscas reconciliarte contigo mismo

Reminiscencia de lo que alguna vez fuiste

Dirigente sindical en resistencia duradera

En guerra de baja intensidad inventada

Por el abrumado imperio globalizado

Como titánica máquina de guerra

Aterradora pero inservible ante despertar emancipatorio

De pueblos descubriendo su creadora potencia

Pero estas tan lejos de aquélla evocación disuelta

Por el viento de las instituciones en desvencijado mando

De aquéllos perfiles perdidos en la bruma

En niebla al amanecer cuando te reúnes

Con cofradías cómplices

 

Buscas en tu organismo un consuelo tierno

Pero encuentras tu cuerpo quebrado

Por la penuria inútil que demanda la farsa

Despedazado por jaloneo de ávidos séquitos

Como en Peñas el de Tupac Katari descuartizado

Esta vez no por conquistadores sino por prosélitos

Por leales y zalameros entornos cortesanos

 

Un vacío incontenible asciende despavorido

Como gases de efecto invernadero

Envenenando el aire, el agua y los suelos

Asciende depósito desechable como vaho pestilente

Enfermando a atmósfera y ciclos climáticos  

Desde las profundidades de tus huesos calados

Donde se depositaron sufrimientos antiguos

Memoria cristalizada de la colonización

 

Piélago hambriento devorando todo

Lo hallado en su demoledor alcance

Te traga a ti también llevándote al recóndito remolino

Triturador de vidas diseminadas en cascajos apagados

El torbellino toma presas incautas

Creyentes de encantos fabulosos

De seducciones prometedoras como canto de sirenas

Pero, cuando estas en el ciclón monstruoso

Para escapar de la destrucción ya es demasiado tarde

El embudo te arrastra con fuerza gravitante

Irreversiblemente a decadencia y hundimiento

Como barco con las luces encendidas ahogándose en mar turbulento

Así pinta Vicente Huidobro sus cuadros imaginados

 

¿Cómo has llegado tan lejos?

Repitiendo conductas aborrecibles, torpezas abominables

Como antes se daban, profusas corrosiones

Como oxidaciones de maquinaria de dominio administrada

Aterida en normas y prácticas anacrónicas 

Como condena cruel de despojadas periferias  

En los tiempos de gobiernos mercaderes

 

¿Cómo te pudiste convertir en lo mismo?

En semejante hábito de arrogancia

Menosprecio petulante sin asidero

Al sentido común de la gente

Creyendo puedes ocultar secretos de Estado

Secretos a voces rumoreados

Ocultando compromisos sinuosos

 

¿Cómo has podido convertir la esperanza del pueblo

En recurrente burla espantosa?

En trampa donde te atrapas a ti mismo

¿Cómo te perdiste en meandros de espectáculos descoloridos

Y penosamente estridentes en teatros montados?

 

Tú poder como de todo devoto del destino

Se sostiene en ilusión absoluta y monárquica antigua

De maquinada inducción de voluntades

Buscas convencer de bondades gobernantes

Ilusión delirante extraviada en ansias

Como enjambres de mosquitos alborotados

Después de lluvia y sol pegado a los charcos

Evaporando sus llantos consumados

Creer dominar con retóricas extravagancias

A propios y ajenos, a crédulos y a incrédulos

También manejar secuencia de hechos

Como si fuesen decretos regidos por el Estado

Al antojo del otoñal patriarca parapetado

 

Tu poder en un gigantesco bluff se sostiene

Un bluff metódicamente instaurado

Como juego de poquer en cantina

No se puede hacer bluff sino en pocas ocasiones

Sorprendiendo en la mesa a agotados contendientes

La persistencia en fragua acaba engatusando al audaz

Jugador en el reino de la nada

Cayendo en su propia treta confiscada

 

¿Crees poder seguir trazando esquemático mapa

De gélidas diferencias políticas?

La izquierda buena a un lado la derecha mala al otro lado

Los que te señalan con el dedo son derecha

Los que te respaldan con marrullera mano son izquierda

Este mapa ingenuo ya no convence a nadie

Como no persuade fábula de Papá Noel a los niños

Pues tanto unos como los otros se parecen tanto

Que ya es difícil distinguirlos con la mirada

Como cuando no se distingue mar y cielo

A lo lejos vistos desde la proa del barco

O cuando no se distinguen policías y ladrones

Cuando de tanto perseguirse y escaparse

Terminan semejantes en mimesis perversa

No es posible distinguir alborada de aurora

Tampoco crepúsculo de ocaso

No es posible distinguir robo de hurto

Salvo cuando unos u otros se encuentran gobernando

Juzgando desde el balcón a proscritos del palacio

 

Tienen las mismas abrumadoras costumbres

Adoran el fetiche monetario

Adoran el fetiche del Estado

Adoran la magia de la artimaña

De medios adormecedores como el opio

Creen suplantar indomable existencia

Desplegando caricias fantásticas

De programas no cumplidos

De cambios no habidos

De transformaciones no comenzadas

De desigualdades no igualadas

A pesar de aritmética metafísica

 

Las inequidades no se resuelven con números

Como si fuesen de la misma inmaterial médula

La de magnitud estirando y contrayendo cantidades

Como plásticas abstracciones vaciadas de contenido 

Sino con disolución de procedencias de disparidades

Diseminación necesaria de jerarquías perdurables

Y de instituciones sostenedoras de distinciones forzadas

Y presuntuosas clasificaciones inmóviles

Como cuadros de ciencia general del orden, abolida

Como botánica coleccionista de plantas cuajadas

Como zoología acopiadora de animales disecados

 

Disolución y diseminación del zócalo de dominaciones

Tarea ésta lejos de ser asumida por entornos palaciegos

Prefieren la propaganda, la pantalla, sustitutitos del mundo

Remplazado por pasajeros espectáculos insólitos

Como lúdico juego de ilusiones

Por compulsivas especulaciones financieras

Aposentando deuda infinita en pueblos indefensos

 

Se acostumbra como todo funcionario cosmopolita o nativo

Hablar de pobreza y disminución midiendo proporciones

De cortes artificialmente cercenados

Podando árboles de bosques convertidos en jardines

Comparados con totalidad sumada sin distinguir cualidades

Como si los árboles hubieran nacido para deleite ostentoso

 

Cuando arquitectura de discriminaciones persiste

Habitus de albañiles constructores de andamios

Como estructura mantenida cambiando fachada

Paradigma de constructores de edificaciones nuevas

Ateridas conservadoramente a diseños añejos

Es otra de tus redes donde quedas atrapado

 

Cuando llega cruel día

Cuando el propio pueblo te desaloja

Del palacio donde te hospedó

¿Te darás cuenta que viviste una alucinación placentera?

Atrapado en cobijos de burbujas ceremoniales

Donde el mundo ya no es mundo efectivo

Sentido al tacto como lenguaje de espesores  

Escuchado por los oídos como sinfonía de cuerdas

Olfateado por la nariz como navegantes aromas

Saboreado por catador paladar y gustosa lengua

Figurado por la imaginación juguetona

Concebido por la razón constructora de ideas

Sino es orbe inventado por tus divagantes ojos

Mirando detrás del cristal 

Como rey por la plebe asediado

Y por desenlaces como monarca asustado

 

 

 

—————

Volver


Contacto

Dinámicas moleculares

Andrés Bello 107
Cota Cota
La Paz-Bolivia


+591.71989419


Comunicado

Pluriversidad Libre Oikologías

Proyecto emancipatorio y libertario de autoformación y autopoiesis

 

 

Diplomado en Pensamiento complejo:

Contrapoder y episteme compleja

 


 

Pluriversidad Libre Oikologías

Proyecto emancipatorio y libertario de autoformación y autopoiesis

 

 

Diplomado en Pensamiento complejo:

Contrapoder y episteme compleja

 

 

Objetivo del programa:

Umbrales y limites de la episteme moderna, apertura al horizonte nómada de la episteme compleja.

 

Metodología:

Cursos virtuales, participación virtual en el debate, acceso a la biblioteca virtual, conexión virtual  colectiva. Control de lecturas a través de ensayos temáticos. Apoyo sistemático a la investigación monográfica. Presentación de un borrador a la finalización del curso. Corrección del borrador y presentación final; esta vez, mediante una exposición presencial.

 

Contenidos:

 

Modulo I

Perfiles de la episteme moderna

 

1.- Esquematismos dualistas

2.- Nacimientos de del esquematismo-dualista

3.- Del paradigma regigioso al paradigma cientifico 

4.- Esquematismo ideológico

 

Modulo II

Perfiles de la episteme compleja

 

1.- Teórias de sistemas

2.- Sistemas autopoieticos 

3.- Teorías nómadas

4.- Versiones de la teoria de la complejidad

 

Modulo III

Perspectivas e interpretaciones desde la complejidad

 

1.- Contra-poderes y contragenealogias 

2.- Composiciones complejas singulares

3.- Simultaneidad dinámica integral

4.- Acontecimiento complejo

 

Modulo IV

Singularidades eco-sociales 

 

1.- Devenir de mallas institucionales concretas

2.- Flujos sociales y espesores institucionales

3.- Voluntad de nada y decadencia

4.- Subversión de la potencia social

 

 

Temporalidad: Cuatro meses.

Desde el Inicio del programa hasta la Finalización del programa.

Finalizaciones reiterativas: cada cuatro meses, a partir del nuevo inicio.

Defensa de la Monografía. Defensas intermitentes de Monografías: Una semana después de cada finalización.



Leer más: http://dinamicas-moleculares.webnode.es/news/estudios-del-presente/
Inscripciones: A través de la dirección: 

sebastianacontecimiento@gmail.com

Pluriversidad Oikologías

Avenida Andrés Bello. Cota-Cota. La Paz.

Teléfono: 591-71989419

Costo: 400 U$ (dólares).

Depósito:

La cuenta de depósito es: 12555205. BANCO UNION.

Cuando es depósito del extranjero, respecto a Bolivia,

el código SWIFT del Banco Unión de Bolivia es: BAUNBO22. 

 

Leer más: http://dinamicas-moleculares.webnode.es/

 

Pluriversidad Oikologías