Inquietud por las presencias

11.01.2016 12:34

Inquietud por las presencias

 

 

Raul Prada Alcoreza

 

Inquietud por las presencias

 

pinturas_rupestres

 

 

La pregunta no es ¿qué es la vida?, por más importante que sea la pregunta, sino, de manera más concreta, ¿qué es esta vida, la que llevamos? No debemos detenernos a explicar cuál es la diferencia entre ambas preguntas; se deduce de manera directa al leerlas o al escucharlas. De lo que se trata es comprender la diferencia en la conjunción de ambas; por qué se dan en sus originalidades respecto a la avalancha de las formas adquiridas por las vidas singulares, sus decursos, sus temas, sus tristezas y alegrías, sus penas y esperanzas. Esto exige reconocer lo que son los pueblos, las sociedades, los colectivos, las comunidades, los grupos y los individuos, los productores, los artífices, los artesanos y artistas de esaheterogeneidad cultural.  Lo que son efectivamente, no lo que imaginamos que son, a partir de la deformación estigmatizadora de nuestros prejuicios; no, en contraste, lo que imaginamos que son, a partir de la deformación idealizadora de nuestros aprecios. Observar a los pueblos en sus efectivas manifestaciones y prácticas. Conocer las pasiones, las emociones, las sensaciones, las cavilaciones, de las personas, su manera de hacerse presentes en el tráfago de los sucesos y eventos mundanos. De lo que se trata es de mejorar lacomprensión de nuestro pueblo, de nuestra sociedad y país, en comparación con la interpretación de otros pueblos y sociedades. Este no es exactamente un acto de conocimiento, sino de afecto, al propio pueblo y a los pueblos del mundo, a la propia sociedad y sociedades del mundo, a esa singularidad única, que es cada una de las personas, que forman parte de esta abundancia de proliferante manifestación de particularidades.

 

Lo importante es aprenderaprender siempre. Aprender de laexperiencia de esas tumultuosas manifestaciones de la vida, singularizadas en su diferenciaAprender de cómo las sociedades construyen lo que llaman cultura. Conectando, vinculando, articulando, sus imaginarios, atrapados por mallas institucionales. No solamente cómo se identifican y se reconocen como comunidad o nación, sino su aporte civilizatorio al mundo. Todos los pueblos y sociedades lo hacen; es un absurdo creer que unas lo hacen más que otras, por la valoración de su aporte. Todos los aportes de una sociedad se sostienen sobre el conjunto de aportes de todas las sociedades. No tiene, desde esta perspectiva, mucho sentido, que se diga que tiene un aporte mayor o menor. Cada una de las sociedades existe porque existen todas las demás, a su manera. Obviamente no se trata de aportes iguales, sino, mas bien, distintos. Cada sociedad entrega el suyo; no importa cómo valorice tal o cual balance político o instrumental; lo que importa es que las sociedades aportan en laintegración de los sistemas simbólicos.

 

Por eso, el problema, para lograr comprender la complejidad cultural ycivilizatoria del mundo, radica en la rejilla o paradigma, que hace de punto de partida, de línea de base, de premisa, de las “ideologías” hegemónicas, en el mundo, en la región, en la nación, en lo local; que son las derivadas de la autorreferencia, del etnocentrismo, y laautocomplacenciaRejilla que es incapaz de visualizar en las otras composiciones culturales, distintas a la propia, estrategias decomposición cultural equivalentes. Incapaz de encontrar en ladiferencia cultural la variación de la invención socialAprenderentonces de la diferencia cultural las posibilidades inherentes a lacultura misma, incluso a comprender mejor la propia.

 

Cuando se conoce otras culturas, en su acontecer, se encuentra que la riqueza cultural se halla en las proximidades y distanciamientos de las culturas mismas. De aprender a descentrarse, a relativizarse, acomprender que no hay centro, sino movimientos continuos dedesterritorialización. Que aunque se reterritorialicen, lo hacen en el plano “ideológico” o “político”; no en el conjunto de planos y espesores de intensidad del acontecimiento. Entonces, no detienen la dinámica cultural, sino que las cristalizaciones institucionales se dan en unos planos y no en otros, en tanto que el conjunto de planos y espesoresarticulados de la complejidad, sigue experimentando lastrasformaciones.

 

Lo maravilloso de cada pueblo, de cada sociedad, comprendiendo a la multitud de personas, es que son formas entrelazadas de lasmanifestaciones vitales de la potencia social. El valor de las investigaciones antropológicas, arqueológicas, históricas, se encuentra en la descripción de estas singularidades culturales, en loscontextos que los contienen, en los periodos definidos. Estas investigaciones nos enseñan sobre las diferencias histórico-culturales; y son como la base de las reflexiones y análisis sobre el devenir del mundo.

 

Es pues absurda esa inclinación al desprecio de lo extraño, de lo distinto, así como a la supra-valoración de lo propio, como si fuese elcentro, como si fuese lo único, como si fuese el ejemplo absoluto, elmodelo a imitar. Esta actitud muestra, mas bien, el miedo a lodesconocido, suponiendo, además, y esto es grave, que se conoce lopropio. Lo que no es cierto; no se conoce lo propio porque no se conoce lo no-propio, lo que, en principio, parece extraño.  Se tiene, apenas una idea, que resulta ser una idealización de lo propio, lo que es, mas bien, un desconocimiento profundo, de lo efectivamente propio. Lo propio es propio porque se puede diferenciar respecto a lo no-propio. Empero, aquí la paradoja, no se puede tener una comprensión, un entendimiento, de lo propio, si no se puede diferenciarlo de lo no-propio. Esto solo se puede hacer conociendo lo no-propio.

 

Las “ideologías” de la modernidad se han inclinado a desconocer lo no propio, considerarlo extraño. Lo hacen, por lo menos, de dos maneras; una, cuando, de manera brutal, desprecian y descalifican lo no-propiocomo bárbaro o salvaje; dos, cuando lo asimilan, lo estudian, terminan subsumiéndolo a los propios prejuicios, considerándolo un entrono subordinado o, en su caso, un entorno problemático o decadente. Las “ideologías” no pueden apreciar la conexión indispensable ycomplementaria de las culturas. No pueden visualizar suentrelazamiento y concomitancias. En vez de esto, consideran como válida la hipótesis de la evolución, la que les permite jerarquizar el cuadro cultural, o, en su caso, les permite disminuir a las otrasculturas, por las faltas y ausencias notorias respecto a la propia cultura. Este etnocentrismo lleva al encaracolamiento, el encierro, alno aprendizaje, a la auto-contemplación, entonces, al autoengaño, que no es otra cosa que pasos a la propia decadencia. En este sentido, parece indispensable aprender de todas las culturas para poderaprender de la propia.

 

El problema con el que tropezamos en estos aprendizajes, para dar curso a los mismos, es que “ideológicamente” y políticamente se ha decidido institucionalmente cerrarse ante estos aprendizajes, clausurar de manera antelada su posibilidad, considerando que lo que hay que hacer es defender lo propio, la pureza de lo propio, contra toda adulteración, que venga de un afuera. El problema del problema es que esta pureza de lo propio es un supuesto “ideológico”, que coadyuva a legitimar estructuras de poder dadas, afincadas, o, en su caso, estructuras de poder buscadas, perseguidas, añoradas. Lo que debería ser maravilloso, apreciado en su devenir creativo, que es precisamente, la invención constante, transformadora, mutante y cambiante de la cultura, se convierte en una prisionera inmovilizada, inhibida, reprimida, por parte de estas estructuras de poder. La cultura termina reducida a las miserias de los portadores de semejante proyecto, el de las dominaciones polimorfas.

 

Como se puede ver, lo que decimos, de ninguna manera, apoya a la tesis de la cultura-mundo, a esa forma de la homogeneización cultural, que en vez de integrar las culturas, las destruye, sustituyendo su ausencia por una simulación artificial y mercantil de cultura. Laintegración cultural es posible por la existencia vital y desenvolvimiento de las plurales culturas. La integración cultural es posible en la heterogeneidad cultural misma. Este horizonte deintegración heterogénea no se puede lograr, tampoco, pretender buscarlo, cuando se desprecia a las culturas desde una perspectiva etnocéntrica. Se mire desde la cultura dominante o se mire desde lacultura dominada. En ambos casos, se exacerba el etnocentrismo. Si bien, se entiende que la cultura dominada resiste, recurre a la descalificación porque requiere fortalecerse “ideológicamente” en la lucha descolonizadora; esta actitud es necesaria, quizás al principio, cuando hay que convocar y cohesionar al pueblo o pueblos oprimidos. Empero, a mediana y larga duración, resulta des-estructurante de la lucha misma, desarmadora de las fuerzas y, en vez de ser descolonizadora, paradójicamente termina siendo re-colonizadora. Pues, al convertir la propia cultura en un mito, al idealizarla, al centralizarla en la narrativa “ideológica” se la convierte en una caricatura sin vida. La cultura propia, la que se defiende, la queresiste, por la que se lucha, es, mas bien, dinámica, es hermenéuticaabierta, en constante aprendizaje, en permanente actualización de lamemoria social; haciéndose de esta forma potente, capaz no solo deinterpretar a la cultura dominante, sino de atravesarla, proponiendo composiciones culturales más exuberantes, más cohesivas socialmente, más pertinentes en un presente en crisis.

 

—————

Volver


Contacto

Dinámicas moleculares

Andrés Bello 107
Cota Cota
La Paz-Bolivia


+591.71989419


Comunicado

Pluriversidad Libre Oikologías

Proyecto emancipatorio y libertario de autoformación y autopoiesis

 

 

Diplomado en Pensamiento complejo:

Contrapoder y episteme compleja

 


 

Pluriversidad Libre Oikologías

Proyecto emancipatorio y libertario de autoformación y autopoiesis

 

 

Diplomado en Pensamiento complejo:

Contrapoder y episteme compleja

 

 

Objetivo del programa:

Umbrales y limites de la episteme moderna, apertura al horizonte nómada de la episteme compleja.

 

Metodología:

Cursos virtuales, participación virtual en el debate, acceso a la biblioteca virtual, conexión virtual  colectiva. Control de lecturas a través de ensayos temáticos. Apoyo sistemático a la investigación monográfica. Presentación de un borrador a la finalización del curso. Corrección del borrador y presentación final; esta vez, mediante una exposición presencial.

 

Contenidos:

 

Modulo I

Perfiles de la episteme moderna

 

1.- Esquematismos dualistas

2.- Nacimientos de del esquematismo-dualista

3.- Del paradigma regigioso al paradigma cientifico 

4.- Esquematismo ideológico

 

Modulo II

Perfiles de la episteme compleja

 

1.- Teórias de sistemas

2.- Sistemas autopoieticos 

3.- Teorías nómadas

4.- Versiones de la teoria de la complejidad

 

Modulo III

Perspectivas e interpretaciones desde la complejidad

 

1.- Contra-poderes y contragenealogias 

2.- Composiciones complejas singulares

3.- Simultaneidad dinámica integral

4.- Acontecimiento complejo

 

Modulo IV

Singularidades eco-sociales 

 

1.- Devenir de mallas institucionales concretas

2.- Flujos sociales y espesores institucionales

3.- Voluntad de nada y decadencia

4.- Subversión de la potencia social

 

 

Temporalidad: Cuatro meses.

Desde el Inicio del programa hasta la Finalización del programa.

Finalizaciones reiterativas: cada cuatro meses, a partir del nuevo inicio.

Defensa de la Monografía. Defensas intermitentes de Monografías: Una semana después de cada finalización.



Leer más: http://dinamicas-moleculares.webnode.es/news/estudios-del-presente/
Inscripciones: A través de la dirección: 

sebastianacontecimiento@gmail.com

Pluriversidad Oikologías

Avenida Andrés Bello. Cota-Cota. La Paz.

Teléfono: 591-71989419

Costo: 400 U$ (dólares).

Depósito:

La cuenta de depósito es: 12555205. BANCO UNION.

Cuando es depósito del extranjero, respecto a Bolivia,

el código SWIFT del Banco Unión de Bolivia es: BAUNBO22. 

 

Leer más: http://dinamicas-moleculares.webnode.es/

 

Pluriversidad Oikologías